Publicidad

DEPORTES.- En la tarde noche del viernes 11 de septiembre, tuvo lugar el primer entrenamiento de la escuadra rojilla en el Pabellón Sebastián Moya Lorca. Los de Garrido, que pasaron el reconocimiento médico a inicios de esta semana y habiendo dado todos negativo en la prueba COVID, ya han podido reencontrarse con el ansiado balón.

Tras una charla de bienvenida por parte de Javi Garrido y el calentamiento previo, dirigido por Asensio, el entrenamiento estuvo enfocado, sobre todo, en ejercicios de balón.

En otro ámbito, el fisioterapeuta del equipo, Jesús Estepa, estuvo haciendo una valoración de la movilidad de los jugadores, que repercutirá en las pruebas de movilidad, fuerza y control del movimiento, que realizarán Jesús y Asensio en conjunto; y que se llevarán a cabo para conocer los puntos débiles y fuertes de cada jugador y poder diseñar un plan de acción individualizado para aprovechar al máximo sus puntos fuertes y mejorar los débiles.

Así, la nueva plantilla del Software DELSOL Mengíbar que incorpora seis caras nuevas (Marco Mandado, Pablo Ordóñez, Dani Colorado, Víctor Montes, Puerma y Yoki) y que mantiene a nueve jugadores de la pasada temporada (Aitor, Oriola, Pedro Flores, Ureña, Tortu, Miguelao, Vera, Valiente y Colacha); ha iniciado la preparación para un nuevo año, que se presenta atípico pero muy ilusionante.