Publicidad

JAÈN.- La Guardia Civil, concretamente una patrulla del Seprona, realizó un servicio humanitario en un accidente de circulación, que acababa de producirse en la carretera A-316, Km. 3.5, término municipal de Baeza (Jaén), consistente en salida de vía y semi-vuelco en arcén derecho, de un vehículo tipo turismo.
El vehículo, ocupado por conductor y un acompañante, sufrió daños en lateral delantero derecho y luna delantera, así como varios elementos de protección de la vía y señalización vertical.
Una vez realizado el auxilio a los accidentados, y tras comprobar que procedían de la provincia de Granada sin motivo justificado por la normativa del estado de alarma, se procedió al registro del vehículo, al percibir un fuerte olor a pescado.

En la inspección del vehículo, se observó esparcidos por la moqueta del mismo, una pequeña cantidad de pescado inmaduro, así como varios trozos de hielo, por lo que cabía la sospecha que transportara pescado, y que habían procedido a su ocultación para evitar su descubrimiento, ante la posible presencia de la Guardia Civil.
Solicitado a la persona titular del vehículo el lugar donde se encontraba el resto de la mercancía, manifiesta que no llevaban nada, pero tras los claros indicios observados, los componentes del Seprona, iniciaron una búsqueda en la zona de vegetación ubicada junto al lugar del accidente, localizando dos cajas de pescado.
En una inspección minuciosa, se pudo comprobar que se trataba de pescado inmaduro, concretamente (“chanquetes” Aphia minuta), los cuales carecían de envases adecuados, etiquetado, así como la procedencia y trazabilidad del mismo.

La Guardia Civil, ha levantado acta de Inspección de Productos de Pesca, procediendo a su destrucción en el Centro de Control y eliminación de R.S.U, ubicado en el término municipal de Úbeda (Jaén).