Publicidad

JAÉN.- El presidente provincial del Partido Popular de Jaén, Juan Diego Requena ha acompañado hoy al PP de La Guardia en la toma de posesión de Juan Morillo como alcalde del municipio. «Hoy como no podía ser de otra manera he querido mostrarle todo mi apoyo a Juan, al verdadero ganador de las elecciones municipales por casi 100 votos». Por supuesto, ha continuado, desde el Partido Popular «respetamos al máximo la democracia», y por tanto son «lícitas» las manifestaciones que el PSOE y Ciudadanos han hecho frente al ayuntamiento. Aunque Requena ha recordado que la moción de censura es una figura democrática, recogida en la Constitución y, al igual que cuando «bajo un acuerdo lícito fue investido alcalde el perdedor de las elecciones desde el PP no montamos ninguna algarabía, hoy pedíamos el mismo respeto». Y es que «este tipo de situaciones son normales en democracia», y lo mismo está ocurriendo en Huércal-Overa donde Ciudadanos apoyó al PSOE y ahora ha presentado una moción de censura con el Partido Popular.

Por otro lado, Requena ha pedido respeto a la presunción de inocencia y ha recordado que Juan Morillo ha sido «alcalde durante muchos años en los que lo único que ha hecho ha sido transformar La Guardia, que ha experimentado un crecimiento fascinante gracias a la labor de servicio público de su alcalde y el equipo de gobierno del Partido Popular a lo largo de las diferentes legislaturas».

Por su parte, el secretario de Organización del PSOE de Jaén, Jacinto Viedma, lamenta el “retroceso” que experimenta a partir de hoy el municipio de La Guardia “con el regreso al pasado” de su nuevo equipo de gobierno, tras la moción de censura aprobada por el PP en connivencia con un concejal tránsfuga. Viedma y el secretario de Política Municipal del PSOE de Jaén, Jose Latorre, han acudido al pleno a respaldar al Grupo Socialista.

“Algunos se asustaron cuando el PSOE empezó abrir puertas y ventanas en el Ayuntamiento y empezaron a maquinar la operación. Por desgracia, hoy se ha consumado el pacto de intereses particulares, se ha traicionado el espíritu de cambio que los vecinos habían reclamado y se vuelve a una época oscura”, advierte.

Viedma reprocha “el silencio cómplice” de Moreno Bonilla y de la dirección regional del PP en Andalucía, que “han callado ante una operación indigna, donde los intereses generales de La Guardia han sido despreciados y donde todo obedece al intento de paralizar la gravísima denuncia presentada en el juzgado” por presuntas irregularidades económicas durante la década anterior de gobiernos locales del PP. “La Guardia estrena alcalde bajo sospecha”, sentencia.

El responsable socialista muestra el apoyo y el reconocimiento del PSOE de Jaén al alcalde saliente, Juan Jesús Torres, y a los concejales y concejalas socialistas que “durante un año han realizado un excepcional trabajo, demostrando en tan poco tiempo que las cosas podían hacerse de otra manera y que el Ayuntamiento podía gestionarse con transparencia, pensando en la gente y defendiendo el interés general de La Guardia”.

En este sentido, lamenta que “este proyecto se haya visto truncado antes de tiempo, sin que haya podido culminar el proceso de limpieza ética y de regeneración democrática que se había emprendido”. Viedma subraya que el PSOE se va a la oposición “con toda la dignidad y toda la honradez”, a trabajar por la gente de La Guardia y a intentar que ese proceso de regeneración “no sea fulminado” por quienes tienen intereses contrarios.