Publicidad

DEPORTES.- El pasado 13 de marzo, Miguel Ángel Tajuelo cancelaba sus entrenamientos a causa de la crisis sanitaria provocada por el coronavirus. 73 días después regresa a la piscina en las instalaciones deportivas de Las Fuentezuelas en Jaén. Una de las pocas de toda la provincia, que han reabierto sus puertas.

«Me he sentido feliz por volver a mi medio y también me he sentido raro. Ha sido mucho tiempo fuera del agua y aunque he mantenido la forma bastante bien, entrenando en casa, se nota la falta de piscina. Espero que mis compañer@s nadadores puedan volver pronto a sus entrenamientos, pero siempre con seguridad». Comenta Miguel Ángel al finalizar su primera sesión, después del confinamiento.

Miguel volverá progresivamente a sus entrenamientos, para los cuales deberá desplazarse desde Andújar a Jaén.