Publicidad

JAÉN.- La concejala de Promoción Económica, Sanidad y Consumo, María Cantos, ha informado del reparto de mascarillas entre los establecimientos minoristas abiertos al público. Se trata de reforzar “la seguridad de las personas que están en primera línea prestando un servicio esencial como es la distribución y venta de alimentos”, ha apuntado.

En colaboración con los miembros y voluntarios de Protección Civil el Ayuntamiento ha comenzado este reparto de forma escalonada por los pequeños establecimientos de los barrios de la ciudad, para que cuenten al menos con un material de apoyo a las medidas de protección que han de observar por su cuenta. Ayer ya se entregaron las primeras unidades en los mercados de abasto. “Estamos llevando mascarillas a aquellas personas que están detrás de los mostradores y las cajas para que no les falte lo más básico”, ha indicado la concejala recordando que se trata de pequeños comercios a los que les resulta más complicado proveerse de estas medidas. Las unidades que se reparten proceden de la donación de alrededor de 10.000 mascarillas quirúrgicas que ha hecho la Diputación Provincial de Jaén al Ayuntamiento y que también tienen como destino los trabajadores de fuerzas y cuerpos de seguridad locales, empleados de servicios sociales que siguen trabajando para ayudar a quienes más lo necesitan en esta crisis sanitaria y otros colectivos relacionados con actividades esenciales.

La concejala ha aprovechado la ocasión para reiterar su agradecimiento a todas aquellas personas que cada día se ponen al frente de sus establecimientos “para garantizar un servicio básico para la ciudadanía como es la alimentación y, por eso, nuestro deber como administración es facilitarle todo el material necesario y que dispongamos para que puedan prestar su trabajo con la máxima seguridad posible”, ha concluido.