Publicidad

PROVINCIA.- El Ayuntamiento de Beas de Segura, de acuerdo con la declaración del estado de alarma y las medidas extraordinarias adoptadas por el Gobierno de España para gestionar la situación de crisis sanitaria creada por la aparición del COVID-19, recuerda que “están prohibidos los desplazamientos desde otras poblaciones o ciudades a segundas residencias”.

El alcalde de la localidad, José Alberto Rodríguez, apunta que “tenemos que asumir más que nunca una actitud de responsabilidad y pedir que las familias que tienen segunda residencia en Beas de Segura no vengan durante el periodo de confinamiento que ha sido decretado”. En este sentido, indica que “todas las personas que se identifiquen y se detecte que provienen a nuestro municipio desde cualquier parte de España a su segunda residencia sin las justificaciones reguladas en la Ley, se comunicará este desplazamiento inmediatamente a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y a la Policía Local”.

“Es un ejercicio que tenemos que asumir entre todos para evitar la propagación del coronavirus en nuestro pueblo y en el resto de lugares de España. Es momento de estar en casa y de seguir cumpliendo con nuestras obligaciones. Por tanto, pedimos que no se actúe con egoísmo, ya que nuestro devenir depende del comportamiento general de la ciudadanía”.

A raíz de este contexto, José Alberto Rodríguez también ha comunicado que “ante la gravísima situación creada por la pandemia, desde el Ayuntamiento y la Hermandad de San Marcos consideramos que es un deber ineludible suspender temporalmente las Fiestas de San Marcos, que se iban a celebrar en nuestro pueblo entre el 22 y el 25 de abril”.