Publicidad

JAÉN.- El Seminario Mujer, Ciencia y Sociedad ha convocado esta mañana de
urgencia a diferentes asociaciones y colectivos feministas, entre otros agentes
sociales de Jaén con motivo de la celebración de unas jornadas bajo el título de
“Debates universitarios sobre trabajo sexual” que tiene previsto organizarse el
día 11 de marzo en la propia universidad. Todas las entidades convocadas, al
igual que dicho Seminario, comparten una postura claramente abolicionista por
considerar que la prostitución supone una flagrante vulneración de Derechos
Humanos, su indudable relación con la trata de mujeres y niñas con fines de
explotación sexual, así como su incuestionable carácter de género al ser
incompatible la mercantilización del cuerpo de las mujeres con el logro de una
sociedad igualitaria.

Previa petición al Rectorado de una reunión, nos ha recibido el Vicerrector de
Estrategia y Gestión del Cambio y de manera presencial se le ha mostrado la
desconformidad con la celebración de una actividad en la que se propone la
prostitución como una salida laboral, requiriéndole la cancelación de la misma.
Nuestra petición ha sido rechazada de facto bajo el argumento de respeto a la
libertad de expresión.

Ante esto nos preguntamos: ¿son lícitos y éticos el amparo de posiciones
contrarias a los Derechos Humanos en una Universidad que además se
financia con fondos públicos? ¿Dónde queda la responsabilidad social de una
institución que presume de abanderar la igualdad entre mujeres y hombres
cuando legitima discursos que atentan contra la dignidad de la mitad de la
población? ¿Por qué rompen el consenso derivado del Pacto de Estado contra
la violencia de Género que incluye entre sus medidas desincentivar la demanda
de prostitución?