Publicidad

JAÉN.- El Ayuntamiento de Jaén acometerá labores de mejora en uno de los dos salones de actos de la sede central de la Universidad Popular Municipal para adecuarlo a la normativa de este tipo de espacios. La edil responsable de este organismo, Eva Funes, señala que los técnicos han elaborado un informe en el que se pone de manifiesto que las instalaciones no se ajustan a la normativa actual. “Con absoluta responsabilidad hemos decidido cerrarlo y acometer un proyecto de unos 15.000 euros de acondicionamiento esencialmente destinados a mejorar la instalación eléctrica de este equipamiento, que es realmente obsoleta y garantizar así la seguridad de los usuarios y sobre todo del personal. La falta de mantenimiento y adaptación de estos equipamientos de la universidad en los últimos años es notoria”, indica.

Funes explica que durante el tiempo en el que las instalaciones permanezcan cerradas las actividades previstas en este salón de actos se trasladarán al salón de actos principal, en la planta baja del edificio, y a las dependencias de la segunda sede de la UPM, la Sabetay, en el casco antiguo. Del mismo modo, se usarán dependencias municipales o se realizarán actividades en la calle cuando el buen tiempo lo permita.

La edil destaca que esta situación forma parte de las deficiencias que el actual equipo de Gobierno está subsanando en el edificio central de la UPM, donde hasta el momento se han acometido trabajos de pintura y eliminación de goteras y humedades que tenían años de antigüedad. “Había cubos para recoger el agua que estaban perennes en los pasillos y dependencias en las que faltaba parte del falso techo, que se había venido abajo por la lluvia”, remarca. “Vamos poco a poco, con gran esfuerzo, es una instalación muy antigua y necesita de un gran mantenimiento, pero es cierto que nos importa mucho la gente que acude aquí a aprender y ocupar su tiempo y tenemos claro que hay situaciones estancadas durante mucho tiempo que hay que mejorar, derivadas sobre todo, de una falta de mantenimiento preventivo en las instalaciones que en ningún caso puede afectar a los usuarios como ha venido ocurriendo”, sostiene.