Nuevos vehículos de extinción de incendios a Santiago-Pontones y a Pozo Alcón

0
245
Publicidad

JAÉN-. La Diputación de Jaén ha invertido 140.000 euros en la adquisición de dos vehículos todo terreno tipo pick up para la extinción de incendios, que se ponen a disposición de los municipios de Santiago-Pontones y Pozo Alcón, las localidades más alejadas de los parques de bomberos comarcales de la Sierra de Segura y de la Sierra de Cazorla. El diputado de Servicios Municipales, José Luis Hidalgo, ha hecho entrega a ambos ayuntamientos de este vehículo auxiliar que permite dar una primera respuesta rápida a posibles incidencias, «un vehículo totalmente equipado, con cabestrante eléctrico, equipo de alta presión y cisterna de 400 litros», especifica Hidalgo.

El diputado de Servicios Municipales recalca la importancia de este nuevo equipamiento porque, tanto en Santiago-Pontones como en Pozo Alcón, «el tiempo de respuesta desde que se recibe un aviso de prestación de servicio es aproximadamente de una hora. Ahora, al estar ubicado de forma permanente un vehículo en estos municipios, el tiempo de respuesta mejora sensiblemente, y se empieza a actuar mientras llega el personal de los Consorcios Comarcales del Servicio de Prevención Extinción de Incendios y Salvamento Sierra de Segura y Sierra de Cazorla, respectivamente». José Luis Hidalgo destaca que esta inversión de la Diputación «obedece al compromiso con nuestra provincia y con la prestación de servicios de calidad a la ciudadanía, independientemente del lugar donde resida».

El Consorcio Comarcal SPEIS Sierra de Segura presta servicio desde noviembre de 2014. Las instalaciones del parque de bomberos están situadas en el municipio de Orcera y atiende a las localidades de Arroyo del Ojanco, Beas de Segura, Benatae, Chiclana de Segura, Génave, Hornos, La Puerta de Segura, Montizón, Orcera, Puente de Génave, Santiago-Pontones, Segura de la Sierra, Siles, Sorihuela del Guadalimar, Torres de Albanchez y Villarrodrigo. Por su parte, el Consorcio Comarcal SPEIS  Sierra de Cazorla, con el parque de bomberos en Peal de Becerro, hace lo propio desde abril de 2015 para los municipios de Cazorla, Chillúevar, Hinojares, Huesa, La Iruela, Larva, Peal de Becerro, Pozo Alcón, Quesada y Santo Tomé.