Publicidad

JAÉN.- El diputado de Infraestructuras Municipales, José Castro, ha visitado recientemente La Iruela, donde acompañado por el alcalde de la localidad, Daniel Sánchez, ha presentado el proyecto de adecuación de la JA-8105, carretera por la que se accede al río Cañamares, afluente del Guadalquivir, a través de la población de El Palomar. Diputación última este proyecto, «una intervención muy demandada por el Ayuntamiento de La Iruela», ha explicado Castro sobre una actuación cuya licitación se tramitará «a lo largo del año 2020».

Para la adecuación de esta vía se ha estimado un presupuesto superior a los 600.000 euros. El proyecto incluye el refuerzo del firme, con la reposición de tramos deteriorados, así como la mejora del drenaje con la instalación, entre otros elementos, de cunetas rebasables de hormigón. A su vez, se contribuirá a una mayor seguridad de la carretera con la renovación de la señalización tanto horizontal como vertical, con la instalación de barreras metálicas en algunos tramos y paneles direccionales que incrementen la visibilidad de este trazado. Como paso a previo a esta adecuación, la Diputación asumió hace un año la titularidad de esta vía.

Este proyecto se suma a otras actuaciones ejecutadas en este municipio de la Sierra de Cazorla a lo largo de los últimos años. Desde 2016, la Administración provincial ha invertido cerca de 1,4 millones en la mejora y adecuación de infraestructuras de la localidad. Entre ellas, la mejora del camino del Berrueco, la pavimentación de varias calles en sus núcleos de población, la mejora del alumbrado público o el equipamiento de un edificio de usos múltiples.