Publicidad

La Universidad de Jaén ha acogido hoy la celebración de un seminario sobre ‘Corrupción Política’, coordinado por el catedrático de Derecho Penal de la UJA Ignacio Benítez y moderado por el catedrático de Derecho Penal de la UGR, Lorenzo Morillas.

El objetivo de este encuentro, según apuntaba Ignacio Benítez, ha sido profundizar en los factores que determinan el auge de la corrupción de los poderes públicos, “analizando cómo influye el poder económico en el desvío de poder en la toma de decisiones de contenido político, esto es, la influencia del poder económico en la corrupción política”.  Por otra parte, se ha analizado la problemática de la ley penal como instrumento en la lucha contra la corrupción, con sus insuficiencias y límites para acabar con dicho fenómeno.

En este sentido, Lorenzo Morillas aseguraba que el Derecho Penal afronta estos casos con tipificación de delitos y aplicación de penas, aunque considera que “en principio, no es la fórmula ideal”. “El Derecho Penal es la última ratio del ordenamiento jurídico y su presencia es necesaria. Pero frente a eso, las políticas previas, la educación, la cultura, el compromiso político y el social, la honradez personal, etc., evidentemente, disminuyen la corrupción”, ha asegurado. Además, considera que “quizás fuese necesario unificar algunos tipos que más resaltan de corrupción, como el cohecho y la malversación”, para afrontarla desde el Derecho Penal.

A través de dos ponencias, se han abordado, por un lado, las insuficiencias y límites del derecho penal en la lucha contra la corrupción, con la intervención de Miguel Díaz y Gacía Conlledo, de la Universidad de León, y por otro lado, el poder económico y su relación con la corrupción política, con la participación de Francisco Muñoz Conde, de la Universidad Pablo de Olavide.

El seminario está organizado en el marco del Proyecto de Investigación ‘Corrupción política: de la contabilidad irregular en los procesos electorales a los delitos de financiación ilegal de los partidos políticos’, organizado por el Programa de Doctorado en Derecho de la Universidad de Jaén y el Máster en Justicia Penal y Sistema Penitenciario de la UJA.