La Junta adjudica los estudios de viabilidad del aumento de capacidad de la A-311 y la A-306

0
253
Publicidad

JAÉN.- La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Marifrán Carazo, ha informado a los alcaldes de Andújar,  Francisco Manuel Huertas; Arjona, Juan Latorre; de Fuerte del Rey, Manuel Melguizo; de Lahiguera, Francisca Paula Calero; y de Marmolejo, Manuel Lozano, de que ya se han adjudicado la redacción de los estudios de viabilidad del aumento de capacidad de las carreteras A-311, que une Jaén con Andújar por Fuerte del Rey, y A-306, que conecta El Carpio con Torredonjimeno.

Estas dos carreteras, junto a la autovía del Olivar, son, según la consejera, reivindicaciones históricas de la provincia jienense, que necesita de mejoras en sus infraestructuras para el desarrollo de su actividad agrícola y económica y, por ende, para el aumento de su competitividad. 

Marifrán Carazo también ha resaltado ante estos alcaldes de la importancia de la mejora de la A-311 para garantizar la seguridad vial de los muchos conductores que circulan por ese punto de Andalucía. El tráfico existente en esta carretera, según los datos de tráfico de 2017 es de 3.700 vehículos al día, siendo más elevado en las proximidades de Andújar, en concreto desde la confluencia con la A-305 procedente de Arjona, donde alcanza los 7.742 vehículos/día. 

La consejera ha asegurado que del resultado de estos estudios de viabilidad se concretarán actuaciones a incluir en el nuevo Plan de Infraestructuras del Transporte y Movilidad de Andalucía PITMA 2021-2027, así como que su objetivo es proporcionar a la Dirección General de Infraestructuras una herramienta para valorar la viabilidad socio-económica de la inversión a realizar, estableciendo una comparación entre las diferentes alternativas que se analizan y así elegir la solución óptima. Los trabajos a realizar irán encaminados a definir diferentes soluciones. Las conclusiones permitirán tomar decisiones sobre las medidas concretas a adoptar para dotar de mayor capacidad a la carretera y, por tanto, un nivel de servicio suficiente en el futuro dadas las previsiones de tráfico.

Como mínimo, estos estudios de viabilidad deberán cumplir la cuantificación y valoración de beneficios y costes sociales; la determinación de indicadores/herramientas de decisión que permitan aprobar, rechazar o elegir entre un conjunto de alternativas; la valoración de riesgos asociados al proyecto y la adopción de decisiones.

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio ya adjudicó el pasado mes de agosto un proyecto de mejora de la seguridad vial en la carretera A-311 por 884.722 euros. La actuación, prevista entre los puntos kilométricos  13+550 y 30+220 y que se iniciará en breve, estará destinada principalmente a acabar con los deslizamientos registrados en esta vía.