El IMEFE forma a 15 personas en un Taller de Empleo en la Cañada de las Hazadillas

0
163
Publicidad

JAÉN-. El presidente del IMEFE, Francisco Díaz, ha visitado las instalaciones del Aula de la Naturaleza de la Cañada de las Hazadillas, donde el IMEFE imparte, desde diciembre del pasado 2018, un Taller de Empleo de un año de duración que lleva por título ‘Club de la Naturaleza’ en las instalaciones del Aula de la Naturaleza en el paraje Cañada de las Hazadillas.

Francisco Díaz ha explicado que el proyecto tiene un presupuesto de trescientos mil euros y los participantes cuentan, durante el periodo de desarrollo del mismo, con un contrato de formación y empleo por el que cobran el SMI y que la finalidad es “formar a quince alumnas y alumnos mayores de 25 años para que obtengan los certificados de profesionalidad de dinamización de actividades educativas de tiempo libre infantil y juvenil, coordinación y programación de actividades de tiempo libre educativo infantil y juvenil y programa formativo de inglés nivel A2”.

El edil ha apuntado que la formación está orientada hacia la mejora de los servicios de la cultura y el ocio, “en concreto al turismo activo relacionado con el fomento y puesta en valor de áreas periurbanas de la ciudad de Jaén y de educación ambiental en el que se incluyen actividades deportivas y recreativas que aprovechan la participación colectiva como mejor herramienta para conseguirlo”.

Francisco Díaz ha destacado que “este itinerario formativo, que comprende aspectos teóricos y prácticos, capacita a los participantes para desarrollar su actividad profesional en un futuro próximo” y que “se adapta a las exigencias del mercado laboral en cuanto a actividades culturales y recreativas, por lo que, gracias a esta formación, el alumnado tendrá más facilidades a la hora de optar a un puesto de trabajo”.

El presidente de Imefe ha añadido que desde esta área municipal “continuaremos trabajando para ofrecer las herramientas que favorezcan la empleabilidad de los jóvenes en todos los sectores de actividad” y que gracias a este programa se abren expectativas “muy interesantes para los participantes, puesto que han incrementado sus opciones para entrar en el mercado laboral a la vez que su actividad ha repercutido en la puesta en valor de nuestros espacios naturales; no en vano, entra las actividades que aún tienen pendientes se encuentra la señalización de cinco rutas de senderismo por la Cañada que a buen seguro serán un recurso turístico más de nuestro entorno”.