Consumo inspeccionará el correcto etiquetado de productos alimenticios

0
73
Consumidor comprueba etiquetado en un alimento de Carrefour. FOTO: Carrefour
Consumidor comprueba etiquetado en un alimento de Carrefour. FOTO: Carrefour
Publicidad

JAÉN-. La Dirección General de Consumo de la Consejería de Salud y Familias, a través del Servicio de Consumo provincial, desarrolla hasta el mes de diciembre su campaña anual de inspección de productos alimenticios. “Con esta iniciativa se pretende controlar el correcto etiquetado de los productos y la existencia de alteraciones, adulteraciones o fraudes en alimentos comercializados en establecimientos ubicados en la provincia”, ha destacado la delegada territorial, Trinidad Rus. 

En el marco de esta campaña, el Servicio de Consumo provincial va a revisar el etiquetado de 189 productos y procederán a la toma de muestras para su ensayo en laboratorio. En concreto, se revisarán cereales, bebidas alcohólicas y no alcohólicas, frutos de cascara, sopas, potajes, salsas, condimentos y especias, huevos, legumbres, conservas vegetales, productos lácteos, platos cocinados, aguas e hielos, leche, helados y postres, así como carnes, pescados, frutas, hortalizas y verduras, entre otros alimentos.

Asimismo, con el fin de facilitar las actuaciones inspectoras, se han diseñado protocolos de inspección en función de la presentación de los alimentos y del tipo de alimento, para determinar que cumplen con las normativas específicas para cada uno de los casos. 

 Al margen de vigilar los establecimientos donde se venden alimentos, en el transcurso de esta campaña se realizarán controles en los comercios minoristas, situados dentro de los mercados de abastos municipales, y en los establecimientos donde se venden productos alimenticios importados, para vigilar su correcto etiquetado y que se presenten en la lengua española oficial del Estado. 

Campaña 2018

A nivel provincial, durante 2018, el servicio de Consumo de Jaén realizó 65 actuaciones inspectoras dirigidas específicamente a controlar la calidad y la información de determinados alimentos, en concreto harinas y cereales.

De las actuaciones inspectoras realizadas, 26 actas de inspección fueron positivas (en las que se apreció infracción en el etiquetado del producto), lo que supone un 40% del total, y 39 actas fueron negativas, lo que supone un 60% del total.

Desde la Dirección General de Consumo se aconseja a la ciudadanía que, ante cualquier duda, pueden ponerse en contacto con Consumo Responde, un servicio gratuito de información y asesoramiento a las personas consumidoras y usuarias, impulsado por la Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía. Se trata de un servicio multicanal, al que se puede acceder de forma continuada a través del número de teléfono 900 21 50 80, de la página web www.consumoresponde.es, del correo electrónico consumoresponde@juntadeandalucia.es, o del perfil de Twitter @consumoresponde.

También se puede recibir asesoramiento en los Servicios Provinciales de Consumo presentes en todas las capitales de provincia, así como en las Oficinas Municipales de Información al Consumidor (OMICs), y en las organizaciones de personas consumidoras y usuarias.