Castillo de Locubín espera reunir a unas 8.000 personas en su XXXVI Fiesta de la Cereza

0
162
Publicidad

JAÉN.-En las últimas semanas de la primavera, la cereza toma cuerpo y color para convertirse en una de las frutas protagonistas de la temporada, y la localidad donde más se aprecia este fruto es Castillo de Locubín, que entre el 14 y el 16 de junio próximos realizará la trigésimo sexta edición de su Fiesta de la Cereza. El vicepresidente segundo y diputado de Promoción y Turismo en funciones, Manuel Fernández, ha presentado junto al alcalde de Castillo de Locubín en funciones, Cristóbal Rodríguez, esta celebración en la que esperan reunir en torno a 8.000 personas de la comarca de la Sierra Sur, territorios cercanos y turistas.

El Palacio Provincial de la Diputación, que es una de las principales patrocinadoras de este evento, ha acogido la puesta de largo de esta festividad que lleva celebrándose 36 años, lo que “nos habla de la madurez y solidez de una fiesta reconocida en la provincia y que en los últimos años ha experimentado un crecimiento sustancial, en cuanto a actividades, trascendencia interior y exterior y número de visitantes”, según ha resaltado Manuel Fernández, quien ha incidido en que “Castillo de Locubín es un magnífico ejemplo de cómo una actividad agropecuaria puede convertirse en un atractivo turístico”.

El responsable turístico de la Administración provincial ha explicado que por ello la colaboración de la Diputación “en este encuentro singular se enmarca en nuestra convocatoria de ayudas para eventos turísticos, que ha abierto nuevas oportunidades a espacios tradicionalmente singulares, llamativos para visitantes y que se han lanzado a aprovechar las posibilidades que les abre la tradición y un gran producto, como es el caso de la cereza de Castillo”.

Al respecto, Fernández ha puntualizado que “esta fiesta no solo permite a los visitantes disfrutar de las delicias cereceras, sino que se trata de un fin de semana de experiencias que convierte a los asistentes en protagonistas de la cultura agrícola y gastronómica local”. En esta línea, el diputado ha enfatizado que “el legado agropecuario jiennense es uno de los principales atractivos de nuestro patrimonio cultural, cada paisaje de Jaén está asociado a una actividad agrícola y ganadera, y desde la Diputación queremos aprovechar estos productos locales como un nuevo recurso turístico, caso de la cereza, el aceite o el espárrago, entre otros”.

“Reforzamos así el carácter turístico de esta fiesta”, ha puntualizado Manuel Fernández, que ha añadido que lo hacemos “conservando lo más vivo de la tradición, pero conjugándolo con los deseos de los turistas de encontrar algo diferente y de ser parte de la propia fiesta”. “Exprimimos así las posibilidades turísticas y de generación de riqueza económica que tienen la tradición, la fiesta y el producto, algo que ha buscado en los últimos años el equipo de gobierno de Castillo de Locubín”, ha concluido el diputado.

Por su parte, el alcalde castillero en funciones ha “agradecido a la Diputación” la colaboración para realizar esta fiesta que “se suele celebrar el tercer fin de semana de junio y que nos sirve para poner de manifiesto que somos los primeros productores de Andalucía, con unos 2 millones de kilos por campaña”. Este fruto “nos distingue de otros lugares y es nuestro sello de identidad”, ha destacado Cristóbal Rodríguez, quien ha recordado que por esto “estamos trabajando para que la Junta de Andalucía la declare de interés turístico”. Por último, ha puesto en valor que “todo el pueblo se implica este fin de semana en la celebración de una actividad en la que se harán degustaciones de platos, postres, licores o mermeladas elaboradas con cerezas, un concurso de alta cocina, visitas organizadas, exposiciones, actividades musicales, culturales y de ocio, entre otras”.