Jeep Renegade y Jeep Compass híbridos enchufables, con 50 km de autonomía eléctrica

0
169
Publicidad

JAÉN.- Jeep ha presentado en Ginebra sus primeros modelos híbridos enchufables como variantes de la gama del Renegade y del Compass. El fabricante estadounidense, ahora propiedad del grupo Fiat Chrysler, ha dotado a estad dos versiones de un motor eléctrico y una batería que ofrecen hasta 50 kilómetros de autonomía en modo eléctrico en el que pueden alcanzar una velocidad de 130 km/h.

Como ya anunció FCA durante la presentación del plan de negocios 2018-2022, la electrificación de las marcas del grupo, en la que se invertirán 9.000 millones de euros, dará como resultado, en el caso de Jeep, cinco modelos híbridos enchufables que se construirán como variantes de sus modelos de combustión.

El Salón del Automóvil de Ginebra ha sido el escenario que ha elegido Jeep para dar a conocer los dos primeros modelos que utilizarán esta tecnología: el Jeep Renegade y el Jeep Compass. En ambos casos se ha añadido al motor de gasolina de 1,3 litros, turboalimentado, un motor eléctrico que aumenta la eficiencia y la potencia de los vehículos, logrando reducir las emisiones de CO2 por debajo de los 50 g/km.

En el caso del Jeep Renegade PHEV la potencia total que se logra está entre los 190 CV (141 Kw) que ofrece el motor de combustión y los y los 240 CV (179 Kw) que se alcanzan si ambos propulsores funcionan a la vez. En este caso la aceleración de 0 a 100 km/h se logra en aproximadamente siete segundos. El Jeep Compass PHEV logrará unas cifras similares, aunque por ahora no son oficiales puesto que están todavía pendientes de homologación.

En cuanto a su comportamiento fuera de la carretera este se ve reforzado gracias al aumento del par motor que se logra con la colaboración del motor eléctrico. El gran par que ofrece el motor que se incorpora en estas variantes y que actúa desde parado, permite aumentar la precisión de la marcha a bajas velocidades, las habituales en los terrenos más abruptos, lo que combinado con la electrónica que gestiona la intervención de cada una de las unidades propulsoras, ofrece una experiencia superior a la que dan las variantes térmicas.

Con la nueva tecnología eAWD, la tracción del eje trasero no se proporciona mediante una transmisión que traslada el par desde el motor situado en la parte delantera hasta la parte trasera, unido a un diferencial central, sino que el motor eléctrico el que se ha dedicado a este fin. Esto permite separar los dos ejes y controlar el par de manera independiente de una manera más efectiva que un sistema mecánico.

En el interior del Jeep Renegade y del Jeep Compass PHEV se ha implementado un conjunto de instrumentos especialmente dedicados con una pantalla de información y entretenimiento actualizado a la nueva tecnología, que ayuda al conductor a configurar y a estar informado sobre el comportamiento del sistema motriz del vehículo.
La producción del Jeep Renegade PHEV comenzará antes de que finalice 2019, mientras que la del Jeep Compass PHEV arrancará a principios de 2020, según ha anunciado dijo Jeff Hines, director de la marca Jeep para Europa, Oriente Medio y África.

Las versiones híbridas enchufables del Renegade y del Compass se construirán en la planta de Fiat Chrysler Automobiles en Melfi, al sur de Italia, que actualmente produce Fiat 500X y las versiones de gasolina y diesel de Renegade. A partir del próximo año, la fábrica también producirá todas las versiones europeas del Compass, que actualmente se importan de la planta de FCA en Toluca, México.