«Se me fue la cabeza, solo quería gastar una broma»

0
1315
Situación del centro comercial Carrefour de Úbeda tras la falsa amenaza de bomba. FOTO: F. Herrera Baeza
Publicidad

JAÉN-. «Se me fue la cabeza, solo quería gastar una broma». Este fue el reconocimiento que hizo el detenido por la llamada que hizo a la policía alertando de un artefacto que había colocado en el centro comercial Carrefour de Úbeda y que estaba a punto de estallar.    Estas fueron las palabras donde confirmaba que era él el que había realizado la llamada y que puso en jaque esta zona de Úbeda el pasado 29 de diciembre a las 17.50 horas.

El hombre detenido es un vecino de la ciudad antiguo trabajador del centro de 46 años de edad. Con acento árabe manifestó en una llamada desde una cabina de teléfono cercana:  “Hoy vamos a volar por los aires al infiel francés, desalojen el centro si no quieren lamentar cientos de muertos; Alá es grande”. Ahora, además, de pasar a disposición judicial se le imputarán gastos y perjuicios económicos de «la broma».