Los menores del «motín» del Carmen de Michelena habrían esnifado pegamento

0
343
Publicidad

JAÉN.- Los menores internados en el centro de menores Carmen de Michelena habrían esnifado pegamento durante esa noche, según se desprende de las informaciones que han trascendido tras la madrugada de ayer jueves de auténtico pánico en el interior del centro. El grupo de ocho jóvenes acorralaron en una habitación y amenazaron con un cuchillo al vigilante de seguridad y monitores y los encerraron en una habitación. El esnifar pegamento y disolvente les habría provocado un estado de agresividad que les hizo enfrentarse a todos los responsables del centro que hasta en tres ocaciones tuvieron que llamar a la policía. A las tres de la mañana varios agentes tuvieron que entrar con equipo antidisturbio y detuvieron al cabecilla del grupo de 16 años.