Nueve años del primer proyecto Lince del IES Jándula

0
127
Publicidad

HoraJaén entrevista en exclusiva a Manuel Barbero, defensor de la Tecnología y profesor del Instituto IES Jándula de Andújar, además del impulsor y uno de los pilares del proyecto del Vehículo Ecológico Lince participante en la Shell Eco Maratón durante nueve años.

  1. ¿Cuándo nace esta idea y plantea llevarlo a la realidad?

– Soy profesor de Tecnología, y siempre he aplicado la metodología del Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP). En el Bachillerato de Ciencias la única asignatura que prepara específicamente para estudios de Ingeniería es Tecnología Industrial, que trata sobre aspectos como materiales, procedimientos de fabricación, energía, calidad y circuitos. Siempre pensé en dar esta asignatura, de otra manera, a nivel práctico, y fue entonces cuando supe que existía la Shell Eco-marathon. Éste fue el nacimiento del proyecto.

  1. Son nueve ediciones en la Shell Eco Maratón. ¿qué ha cambiado y evolucionado del primer Lince al último?

– Fundamentalmente, los aspectos técnicos y en la conducción. En cuanto a los aspectos técnicos, evolucionando con los tres modelos que hasta la fecha hemos fabricado, y se pueden resumir en los siguientes aspectos:

  • Chasis: Tubular soldado de duraluminio, muy pesado → panel de aluminio en nido de abeja → duraluminio perfiles rectangulares atornillados.
  • Carrocería: Fibra de vidrio → tubos de duraluminio soldados cubiertos con film transparente → tubos de duraluminio soldados cubiertos con policarbonato Lexan → espuma de poliestireno extrusionado recubierto de fibra de vidrio con resina epoxi.
  • Dirección: Volante con transmisión por levas → 2 barras de dirección separadas para dar mayor visibilidad frontal al piloto.
  • Alimentación del motor monocilíndrico Honda GX-35: carburador de serie GX-35 → inyección electrónica con unidad de control de inyección DTA-Fast S40, inyector de Honda Zoomer, sistema de presión por almacenamiento de aire.
  • Arranque del motor: por cuerda y tirador de serie del GX-35 → motor de arranque de quad Suzuki LT-80.
  • Medidores de velocidad: de bicicleta con cable → medidor basado en Arduino desarrollado en Granada en el IES Pedro Soto de Rojas → medidor basado en Arduino desarrollado en Villanueva de la Reina en el IES Juan de Barrionuevo Moya.
  • Comunicación con el piloto: Walki → teléfono móvil.

En cuanto a la conducción, hemos evolucionado en la identificación de la trazada, determinar las velocidades económicas mínima y máxima, determinación de la relación de transmisión ideal, comunicación con el piloto para informarle del estado de la pista por delante de él, determinación de los lugares apropiados para arrancar y parar el motor, determinación de parámetros físicos que hay que mantener para obtener el tiempo óptimo (velocidad media y tiempos por vuelta) o inspección del circuito para determinar los puntos que, por baches u obstáculos, pudiesen frenar el vehículo.

  1. El IES Jándula de Andújar siempre ha creído en la Tecnología como modelo educativo y formativo. ¿Hasta que punto ha contribuido en el proyecto la Tecnología?

– El proyecto nace de la Educación Tecnológica, y es un vivo ejemplo de cómo la enseñanza de la Tecnología puede influir en la mejora de la sociedad promoviendo estudios técnicos, tan necesarios para el desarrollo de un país, al formar y fomentar vocaciones de ingeniería, y que, actualmente, está siendo relegada a asignatura de segunda categoría en nuestro sistema educativo, tanto a nivel nacional como a nivel autonómico.

  1. ¿Cuántos alumnos han pasado por los distintos proyectos de cada uno de los Linces eficientes?

– A lo largo de éstos 9 años han pasado por el proyecto un total de 175 alumnos, muchos de los cuales, tras finalizar el Bachillerato, han cursado estudios de Ingeniería.

  1. En esta última edición de la Shell Eco Maratón se ha logrado un récord histórico al recorrer 628 kilómetros con un litro de gasolina. ¿Qué factores han determinado este importantísimo registro?

– Fundamentalmente, la mejora de la inyección electrónica del Lince 3.1, la utilización de un banco de pruebas desarrollado por el IES Jándula que nos ha permitido realizar mediciones y ensayos con el vehículo en funcionamiento pero sin desplazarse. El segundo factor ha sido el poder contar con la conductora del año pasado que, por segundo año consecutivo, ha podido conducir el Lince 3.1, con lo que hemos podido contar con el factor experiencia.

  1. El compromiso y colaboración del centro Jándula al completo, ¿en que medida influye en la difícil tarea de diseño y fabricación de cada uno de los prototipos ecológicos Lince?

– La implicación del profesorado y de los distintos Departamentos Didácticos es cada vez mayor, lo que permite que el proyecto ECO-JÁNDULA pueda ir mejorando poco a poco en aspectos no necesariamente técnicos, como puede ser Matemáticas, Física y Química, Dibujo, Economía, Inglés, Francés, Informática, … con lo que también resultan beneficiados los propios Departamentos, al poder contar para algunas partes de sus clases, con un ejemplo real, el Lince.

  1. Recorrer 628 Kilómetros con un solo litro de gasolina es impresionante. ¿Con qué medios y quién patrocina este proyecto?

– Los medios son escasos, aunque, a lo largo de éstos 9 años, poco a poco hemos ido adquiriendo equipamiento y útiles con los que ir mejorando el diseño, fabricación y modificación de nuestros prototipos, aunque nos queda mucho todavía.

Una de nuestras principales necesidades es el lugar en el que desarrollar el proyecto. Nosotros contamos con un antiguo patio reconvertido en taller, pero es pequeño y en él no se puede trabajar en condiciones. El resto de equipos disponen de instalaciones a las que yo le llamo “aula limpia”, en la que se llevan a cabo todas las tareas, tanto de diseño, fabricación y pruebas, además de contar con almacén de materiales y  herramientas, todo en perfecto orden. Para mí, uno de los problemas del proyecto es precisamente el no poder contar con un lugar ordenado y digno en el que aprovechar mejor el tiempo dedicado al proyecto. 

Todo el proyecto no podría llevarse a cabo sin las entidades que apuestan por él, patrocinando el proyecto. Éste año hemos contado con patrocinadores que vienen confiando en el proyecto desde hace muchos años, Transmado Express, Ayuntamiento de Andújar, Fersa y AMPA Isturgi, a los que se le ha sumado éste año Talleres Camello y la incorporación de la FUNDACIÓN UNICAJA. Además, desde el proyecto, seguimos utilizando nuestro empujón mediático para promocionar altruistamente a la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) y a la Educación Tecnológica.

  1. ¿Cuántas personas han formado el equipo y formado parte del conjunto del Lince 3.1 en esta Edición internacional de eficiencia?

–  La asignatura optativa de 1º de Bachillerato de Ciencias, Tecnología Industrial, es la que desarrolla el proyecto. Éste curso hemos contado con 21 alumnos que, trabajando por proyectos de manera colaborativa, han desarrollado el Lince 3.1. Destacar la presencia entre ellos de 3 alumnas, que han trabajado y se han implicado al mismo nivel que sus compañeros. De los 21, han tenido la responsabilidad de viajar a Londres para competir en la Shell Eco-marathon Europa 2018, un total de 6 alumnos.

  1. Ahora llega el momento del descanso después de tanto trabajo. ¿habrá décimo proyecto de Vehículo Ecológico para el año próximo?

– Sí. El próximo curso, por deterioro de la carrocería del Lince 3.1, tras dos años de funcionamiento, se desarrollará el Lince 4.0, un vehículo que, sobre el papel, incorporará todo lo bueno que se ha desarrollado durante los últimos 9 años. El principal problema con el que nos encontraremos será la financiación, pues es mucho más costoso desarrollar un nuevo prototipo que modificar el del año pasado. A éste problema presupuestario se le añade el hecho de que, desde éste año 2018, la Fundación SEUR, tras 10 años de continua colaboración, ha dejado de transportar los vehículos y material de los equipos españoles, por lo que debemos dedicar parte de nuestros recursos económicos a éste transporte de material.