Publicidad

JAÉN.- El presidente de la Diputación, Francisco Reyes, acompañado por el diputado de Infraestructuras Municipales, José Castro, ha inaugurado junto al alcalde de Fuerte del Rey, Manuel Melguizo, la piscina municipal de esta localidad, un equipamiento en el que la Administración provincial ha invertido 101.000 euros para llevar a cabo un proyecto de reforma integral “y, de esta forma, que Fuerte del Rey cuente con una piscina accesible a la totalidad del municipio y adaptada a las personas con movilidad reducida”, ha destacado Reyes.

La remodelación de estas instalaciones, que se ha financiado mediante el Plan de Apoyo a Municipios de la Diputación, “es un claro ejemplo del avance y de la transformación que están sufriendo los pueblos y ciudades de Andalucía, en este caso, de la provincia de Jaén, gracias a la colaboración entre las distintas administraciones”, ha señalado Francisco Reyes, que ha hecho hincapié en la importancia de este equipamiento para una localidad como Fuerte del Rey. “Esta infraestructura es fundamental en periodo estival para un pueblo de interior y es lugar obligado para personas que vienen de otros pueblos”, ha apostillado.

Piscina de adultos e infantil

La adecuación que se ha llevado a cabo ha afectado tanto a la piscina de adultos como a la piscina infantil. En concreto, la piscina de adultos ha sido reestructurada internamente para dotarla de una escalera de obra y una rampa accesible. Además, se ha eliminado la canaleta rebosadero para elevar la cota de agua y se ha modificado el fondo de la piscina para reducir su profundidad de acuerdo a la normativa vigente. Por último, se han renovado todas las instalaciones de la piscina –boquillas impulsoras, tomas de limpiafondos, desagüe- se ha impermeabilizado y se han implantado otras seis escaleras y seis duchas. Junto al vaso principal, también se ha modificado la piscina infantil para reducir su profundidad, así como la renovación de todas las instalaciones, su impermeabilización y la pavimentación antideslizante del fondo.

Por su parte, el alcalde de Fuerte del Rey, Manuel Melguizo, ha mostrado su satisfacción por la reforma de estas instalaciones que “ha permitido volver a abrirlas de forma distinta al año pasado, en el que tuvimos 6.000 visitantes, ya que nos propusimos que este año fuera accesible a todas las personas”. En este sentido, Melguizo ha señalado que el trabajo que se ha llevado a cabo va a permitir que en la piscina pueda ser utilizada “no sólo por personas con discapacidad, sino también por personas mayores, que van a poder salir y entrar de la piscina con mucha facilidad, por lo que esperamos que el número de visitas que tengamos este año sea mayor al del año pasado”.