Publicidad

EDUCACIÓN | La fecha del 24 de Junio de 2018, quedará marcada para los casi 2000 Jienenses que opositan a una de las más de 4000 plazas que se ofrecen en Andalucía en las diferentes especialidades ofertadas. Es la salida a una carrera de obstáculos y en la que deberán superar otras complicadas pruebas. Hoy es el comienzo de esa durísima prueba. Sin duda un día que para aquellos y aquellas afortunadas y afortunados que obtengan una plaza, quedará marcado en el recuerdo de sus vidas. 

 


8 de la mañana. Nervios, muchos nervios. Es todo un crisol de semblantes que nos hablan con solo echar una ojeada. Caras de esperanza, de ilusión, cansancio, de satisfacción por el duro esfuerzo que supone preparar unas oposiciones y haber llegado hasta aquí sin ceder un milímetro y por supuesto, sueños, muchos sueños de alcanzar la recompensa a tanto esfuerzo. Son las 13,30 , el sol casi en la vertical, se clava como espinas en los cuerpos de los familiares que esperan con ansiedad a sus hijos, hermanos, novias, amigos que comienzan a salir para respirar el aire bochornoso y caliente que a esa hora ofrece el día. Se observan caras de alegría, de satisfacción, abrazos, muchos abrazos, eso es bueno, risas, ojos casi en lágrimas y por otro lado expresiones de congoja, sufrimiento, dolor, rabia, tristeza. Todas esas expresiones son las que se han podido ver a esa hora, tras una durísima prueba de oposiciones, en la que se pone en juego todo un año o dos de preparación, de renuncia, de sacrificio, de trabajo.