Publicidad

JAÉN.- La Asociación Jaén en Común, denuncia ante la opinión pública las obras de limpieza que está realizando la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir en los ríos de la ciudad de Jaén. Estas mal llamadas “limpiezas”, como lo consideran, consisten en eliminar con maquinaria pesada, gravas, sedimentos, vegetación viva y muerta, así como la construcción de escolleras, con el objetivo de aumentar la capacidad de desagüe del cauce del río. Estas actuaciones producen  daños incalculables al rio y la dinámica fluvial: destrucción de la fauna y  la vegetación, procesos de erosión, destrucción de paisaje o descenso del nivel freático. Son actuaciones que provocan una desnaturalización progresiva del rio y son contrarias a la normativa europea de la  Directiva Marco del Agua, que obliga a mejorar las condiciones ecológicas de los ríos. Si a ello añadimos el escaso caudal de agua por la sequía y los vertidos incontrolados, el panorama es desolador.

Por otro lado, estas “limpiezas” son actuaciones inútiles, que como ha señalado la comunidad científica no van a solucionar el grave problema de los daños provocados por las inundaciones, pueden servir para tranquilizar a la población, creando una falsa sensación de seguridad, pero a medio o largo plazo pueden agravar el problema por el aumento de la velocidad de la corriente. Es pues un despilfarro de fondos públicos por parte de la Confederación, que contrasta con el incumplimiento de la reclamada rehabilitación de Los Cañones.

Finalmente, desde JeC exigimos la paralización de estas actuaciones, y la apertura de una proceso de diálogo con todos los sectores sociales de la ciudad para adoptar medias como la limpieza selectiva de basuras y de vegetación no deseada, el mantenimiento de los cauces o la recuperación de llanuras naturales de inundación,  que palíen en lo posible los daños por el riesgo de las inundaciones, siempre desde el respeto y la protección de los ríos de Jaén, un ecosistema que además de corredor ecológico de gran valor paisajístico, aporta numerosos servicios a la ciudad, entre ellos el de suministrar gran parte del agua que consumimos.