Publicidad

JAÉN.- El PSOE de Torreblascopedro lamenta que ya se han iniciado los trabajos de demolición del antiguo consultorio médico, por lo que el alcalde hace definitivamente “oídos sordos” a las peticiones de mantener este edificio, reformarlo y dotarlo de usos sociales y culturales. La portavoz del Grupo Socialista, Ana Tirado, critica que este derribo responde única y exclusivamente “al capricho personal” de Juan María Ruiz, supone “una importante pérdida patrimonial” para el municipio y conlleva “un despilfarro de dinero que no tiene justificación alguna”. En este sentido, recuerda que el Ayuntamiento va a utilizar una subvención de la Diputación de 72.000 euros para la demolición del inmueble y la reestructuración de la calle, es decir, “un gasto improductivo”.

Tirado explica que este edificio albergaba el consultorio médico, el Hogar del Pensionista, la escuela de adultos, la Biblioteca y dos viviendas en la planta superior, servicios que fueron trasladados a otro inmueble mientras se dejaba el antiguo consultorio “totalmente abandonado”. En todo este tiempo, el PSOE ha presentado varias iniciativas para rehabilitarlo y dotarlo de usos sociales y culturales, pero el alcalde no sólo lo ha rechazado, sino que incluso se ha negado a abrir un proceso de diálogo político y social para abordar posibles propuestas de futuro de este edificio. “El alcalde se cerró en banda desde el primer momento. Su obsesión era echarlo abajo y no quiere escuchar a nadie”, reprocha.

Tirado señala que el Ayuntamiento ha iniciado ahora la construcción de un nuevo edificio, en el que se albergaría la escuela de adultos, que suma ya un gasto de más de 67.000 euros y que va a necesitar un nuevo proyecto porque se han encontrado problemas con el firme. “No hay sentido común ni rigor en la gestión municipal. El alcalde se ha embarcado en la construcción de un nuevo edificio, cuando el antiguo consultorio tiene una estructura en buenas condiciones, que simplemente hubiese requerido de una reforma para estar plenamente adaptado a cualquier necesidad. La escuela de adultos podría continuar allí con menos gasto del que este capricho del alcalde va a acarrear”, manifiesta.