Publicidad

JAÉN.- CCOO, UGT, Sindicato Libre y CSI-F, con el 100% de la representación sindical en Correos, han manifestado esta misma mañana en rueda de prensa  que si no se rescata la financiación recortada y no se aprueba un Plan de Prestación del Servicio Postal Universal para que el correo siga llegando a todos los núcleos de los mas de 90 municipios de la provincia de Jaén, tomaran otras medidas sin descartar una Huelga General. El Servicio Postal Universal prestado por Correos viene desempeñando un papel fundamental para que el correo llegue a todo el mundo sin distinción de ningún tipo de forma accesible y asequible. Garantiza por tanto, el acceso al servicio postal publico tanto en grandes capitales y zonas urbanas como en las zonas rurales o entornos no urbanos. Tratándose de una actividad deficitaria en una gran parte del territorio nacional, solo atendidas por Correos y no por las empresas privadas que solo buscan su rentabilidad económica, el Estado tiene la obligación legal, establecida por la vigente Ley 43/2010 del Servicio Postal Universal, los derechos de la ciudadanía y el mercado postal, de financiar, a través de los Presupuestos Generales del Estado, un servicio público que, de otra forma, se vería abocado a la desaparición con evidente y grave perjuicio para los ciudadanos.

En pleno tramite de los Presupuestos Generales del Estado, CCOO, SINDICATO LIBRE ,CSI-F Y UGT con el 85% de la representación sindical en Correos, han anunciado que no descartan la huelga general en la mayor empresa publica del país si no se rectifica el recorte de un tercio de la financiación pública que el Ministerio de Fomento tiene previsto y se aprueba el Plan de prestación del Servicio Universal previsto en la Ley Postal para garantizar la cobertura del servicio postal en aquellas zonas del país cuya prestación es deficitaria pero socialmente necesaria. Las organizaciones sindicales han iniciado una ronda de contactos y reuniones con los representantes políticos a nivel estatal con el objetivo de poner en marcha  una serie de iniciativas orientadas a rescatar la financiación recortada en Proyecto de Presupuestos Generales del Estado que actualmente se está debatiendo en el Parlamento.

Este tijeretazo no solo va a lastrar la cuente de resultados de Correos, sino que va a precarizar el empleo, recortar la plantilla y sus derechos, especialmente en  toda la provincia de Jaén, que a pesar de este recorte de 60 millones de euros hemos sufrido un recorte brutal. Hace 5 años la plantilla en Correos rondaba los 700 trabajadores, en la actualidad ronda los 500, es decir se han perdido más de 200 puestos de trabajo. La eventualidad es de mas del 20%, además de la precariedad laboral con contratos en turno de tarde de 4 horas dos tardes dos tardes a la semana (mini JOBS). Como ejemplo la cartería de Jaén contaba con 70 trabajadores y en la actualidad cuenta con unos 50 trabajadores. En la sede  de Jaén eran mas de 50 personas trabajando, hoy en día no hay mas de 8, al igual que Jaén capital también han sufrido recortes Cazorla, Bailén, Andújar, Úbeda, etc…., a lo largo de toda la provincia.

La falta de financiación hasta ahora redunda en la falta de vehículos en algunas poblaciones con mas de 10.000 habitantes para el reparto de paquetería (Jódar , Alcaudete , ETC…), oficinas auxiliares con más de 5.000 habitantes sin sistemas informatizados como en Los Villares. Además de empeorar el servicio público prestado en regularidad y en extensión: se corre el riesgo de dejar de recibir el correo cinco días a la semana, y será el propio ciudadano el que tenga que desplazarse para ir a recoger su correspondencia-paquete, porque el cartero ya no llegará a su domicilio además de tener que recorrer varios kilómetros hasta su oficina cercana de producirse el cierre de miles de ellas. Así, han recalcado la urgente necesidad de corregir el recorte de un tercio de financiación actual de 180 millones para la prestación del Servicio Publico Universal, cuantía que para los sindicatos ya estaba muy por debajo de la que requiere la prestación pública encomendada a Correos  y cuyo carácter deficitario debe cubrir los PGE. Los Sindicatos, además, ponen el acento en que este recorte estrecha los márgenes para alcanzar un acuerdo en el Convenio Colectivo, bloqueado desde hace tres años y medio, y para el pacto salarial que exigen tras más de 6 años de congelación y recorte.