Publicidad

bannner-largo-buenoJAÉN.- La Cofradia El Abuelo es posiblemente la más importante de Jaén. Pero esta Semana Santa todas las procesiones están brillando en las calles de la ciudad.  Horas antes de Nuestro Padre Jesus, las hermandades de la Veracruz y Expiración ofrecieron una imagen de espectacularidad en sus estaciones de penitencia. San Ildefonso hervía horas previas a la salida de Jesús Preso, el Cristo de la Veracruz y María Santísima de los Dolores.  Una a una comenzaron a salir de la Basílica menor custodiadoa  por la Guardia Civil.  Emocionante la salida de ambos cristos por las saetas que animaron sus primeros pasos en medio de un silencio descomunal en la plaza de San Ildefonso. La salida de la virgen con su tradicional lluvia de pétalos supone un plus a una de las procesiones más queridas en Jaén.

Dos horas más tarde, tras la levantada en el interior de San Bartolomé salía la Expiración. Ni un alma cabía en la plaza del mismo nombre abarrotada de jiennenses que quisieron ver la salida del Cristo y la Virgen de las Siete Palabras. Un recorrido difícil por calles abarrotadas que hacen de este año uno de los mejores que se recuerdan por fervor u público en las calles de la capital.