Publicidad

JAÉN.- Pasada la borrasca que ha sacudido la península la pasada semana llega la calma climatológica y la subida de las temperaturas. Se va a pasar de los apenas 15 grados de mediados de la semana pasada hasta los 30º que se rozarán este fin de semana. Una temperatura ya veraniega a mediados del mes de mayo y que se va a mantener según la Agencia Estatal de Meteorología por lo menos una semana, si no hay cambios significativos en los próximos días. Y es que según apuntan desde ella AEMET las máximas no bajarán los próximos siete días de los 24 grados centígrados y la mínima se situará rozando ya los 15º. En localidades como Andújar el mercurio subirá hasta los 31 grados.

La parte negativa de esta subida de temperaturas, unido a la gran cantidad de agua caída en los últimos quince días, es la subida de los niveles de polen. Sube a pasos agigantados. Desde los 300 granos por metro cúbico el pasado jueves hasta los 3.864 que marcaba hoy. Es decir, una subida exponencial cada 24 horas. Aunque está lejos del récord del año pasado que se marcó por estas fechas, los alérgicos empiezan a pasarlo bastante mal por las calles de Jaén.

banner-ortopedia-lopez-nuevo