Publicidad

JAÉN.-  La Guardia Civil, en el marco del Plan Operativo de respuesta policial al tráfico minorista y consumo de drogas, está llevando a cabo una serie de dispositivos encaminados a la localización de cultivos de marihuana. En uno de estos dispositivos, componentes de Seguridad Ciudadana y Sección de Intervención Rápida de la Guardia Civil, han efectuado una entrada y registro en dos inmuebles de la localidad de Pozo Alcón (Jaén) en los que se ha localizado un laboratorio, donde se cultivaba grandes cantidades de “Cannabis Sátiva” conocida popularmente como marihuana, así como todos los elementos eléctricos y de ventilación adecuados para el correcto funcionamiento del mismo. Dicho laboratorio se encontraba perfectamente camuflado entre un enjambre de viviendas, algunas de ellas interconectadas, las cuales constantemente cambian de titularidad para dificultar las labores de investigación y seguimiento por parte de los miembros de la Guardia Civil, gozando los presuntos autores del hecho, del encubrimiento de buena parte de los vecinos.

Con la intervención se han aprehendido 533 Plantas de Cannabis, material eléctrico, de ventilación y sustancias químicas utilizadas para la estimulación y crecimiento de las plantas. A los detenidos, además del delito contra la salud pública, se les imputa un delito de defraudación de fluido eléctrico y agua, puesto que los presuntos autores efectuaron varias conexiones iligales para abastecer de suministro al laboratorio, ya que contaba con cuarenta proyectores de iluminación de gran potencia así como diez ventiladores, cinco extractores, y dos compresores de aire acondicionado. Se calcula que el consumo generado por el laboratorio, podría abastecer a cien domicilios. Con las detenciones se ha desarticulado un grupo que suministraba estupefacientes al menudeo, en toda la comarca. Las investigaciones siguen abiertas y no se descartan nuevas detenciones.

patrocinioOrttopediaLopez