Publicidad

JAÉN.- Un total de 3.100 estudiantes procedentes de 62 centros educativos de Primaria, Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional de 22 municipios de la provincia de Jaén han creado este curso escolar 124 mini-empresas participando en el programa “Mini-empresas Educativas”, una iniciativa impulsada por la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, a través de Andalucía Emprende, y la Consejería de Educación, Cultura y Deportes, para acercar el mundo de la empresa al aula e inculcar el desarrollo de habilidades emprendedoras en estudiantes de todas las edades, mediante formación teórica y práctica en materia empresarial.

Así lo ha puesto de relieve la delegada del Gobierno, Purificación Gálvez, durante la visita en Linares a la Feria de Emprendimiento 2015, a la que ha asistido a su vez la concejala linarense Pilar Parra y las delegadas de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, Ana Cobo, y de Educación, Cultura y Deporte, Yolanda Caballero. Gálvez ha detallado que hoy se han dado cita en Linares 1.408 estudiantes, procedentes de 46 centros educativos de la provincia, para exponer las 81 mini-empresas que, a través de este programa, han creado durante el curso y poner así a la venta sus productos y servicios. “Se trata de una iniciativa para promover y fomentar la cultura del emprendimiento desde las diferentes etapas educativas. Entendemos que el emprendimiento es básico para el crecimiento social y económico de nuestra tierra, así como que la sociedad, día a día, demanda a personas creativas y que tengan iniciativa y habilidades que se adquieren a través de la educación”, ha subrayado.

La delegada ha subrayado, asimismo, la importancia de estos encuentros, que sirven para dar visibilidad a los jóvenes emprendedores de la provincia, “los empresarios del futuro”. Además, ha resaltado el papel de la juventud emprendedora para “la regeneración de nuestro tejido productivo y para la creación de empleo”.

Las Ferias de Emprendimiento, que se han celebrado hoy en todas las provincias andaluzas, han congregado a un total de 8.336 estudiantes de 261 centros educativos de la Comunidad, que han expuesto sus 451 mini-empresas. Estos eventos son el colofón del programa “Mini-empresas Educativas”, a través del que los estudiantes aprenden, de un modo práctico, a crear un proyecto empresarial desde sus cimientos, contando con el apoyo de los docentes y del personal técnico de Andalucía Emprende.

Con una metodología eminentemente práctica, aunque acompañada también por formación teórica en materia empresarial, las acciones contempladas en el programa “Mini-empresas Educativas” inciden en aspectos vinculados con la imaginación, la creatividad, la responsabilidad, la organización, la identificación de ideas, la toma de decisiones, la comunicación y el trabajo en equipo, permitiendo que los más jóvenes aprendan, desde el principio, a materializar sus ideas en proyectos empresariales reales.

Así, constituyen ellos mismos los estatutos, deciden el nombre de la empresa, crean el logotipo, elaboran un catálogo de productos, realizan el plan de empresa, buscan financiación, gestionan pedidos, intercambian productos con otras mini-empresas de otras regiones y países y, finalmente, los ponen a la venta en estas “Ferias de Emprendimiento”, para posteriormente disolver sus empresas y repartir beneficios, destinando el 10% a una ONG. Así, aprenden a desarrollar sus habilidades emprendedoras y adquieren valores, hábitos y conductas autónomas y de trabajo en equipo.

Purificación Gálvez ha elogiado “los excelentes trabajos, la creatividad y el ingenio” que han demostrado todos los alumnos con sus variados productos y servicios, algunos de los cuales se han podido ver esta mañana en el Paseo de Linarejos. Entre ellos, ha citado una amplia gama de productos artesanales y manualidades en muy diversos materiales (madera, cerámica, fieltro, goma, goma eva, papel, esparto, reciclados –como cápsulas de café–…) bisutería, complementos para graduaciones, jabones y velas caseros, agrojardinería, servicios turísticos, teatro, organización de eventos deportivos, hasta un taller solidario para colaborar en la construcción de un colegio en el Congo. En definitiva, “iniciativas prometedoras de jóvenes prometedores que demuestran mucha formación, dedicación y mucho talento”.