Publicidad

JAÉN.-  A lo largo de la próxima semana se va a llevar a cabo una nueva campaña de vigilancia y control de velocidad, dentro de las medidas que programa la Dirección General de Tráfico para reducir la siniestralidad y las lesiones por accidentes de circulación. El exceso en la velocidad fue el causante de más del 35%  de los accidentes mortales ocurridos en carreteras de la provincia en 2014 y de casi la mitad de las denuncias formuladas ese mismo año.  El subdelegado del Gobierno, Juan Lillo, junto con el jefe provincial de Tráfico, Juan Diego Ramírez, han presentado hoy esta campaña, que se iniciará el próximo lunes, día 13, y concluirá el domingo, día 19. Para hacer más eficaz la campaña, se empleará el mayor número de medios humanos y materiales disponibles y, como es habitual, se ha pedido la colaboración de los ayuntamientos de la provincia.

Como en otras actuaciones semejantes, a los radares fijos situados en las carreteras de la provincia para controlar la circulación, se sumarán otros radares móviles, de manera especial en las carreteras convencionales de doble sentido, en las que se producen tres de cada cuatro accidentes. Además, paneles de señalización variable y pantallas de los vehículos de la Guardia Civil de Tráfico advertirán a los conductores de la existencia de controles. En la última campaña realizada por la DGT para vigilar la velocidad, en agosto de 2014, fueron controlados en las carreteras de la provincia 5.643 vehículos, de los que 280 fueron denunciados por exceso de velocidad, el 7,4% de los vehículos controlados. A nivel nacional fueron controlados 791.478 vehículos, de los que 40.447 fueron denunciados, un 5,1%.

En la presentación de la campaña, el subdelegado del Gobierno y el jefe provincial de Tráfico han recordado las cifras de los siniestros para advertir a los conductores de la importancia que tiene conducir de forma prudente: llevar una velocidad adecuada podría evitar una cuarta parte de los accidentes de tráfico ocurridos en España, porcentaje que en Jaén fue del 27% el pasado año, al estar presente el exceso de velocidad en 7 de los 22 siniestros mortales registrados en nuestras carreteras y calles (35,2% en carretera y 20% en vía urbana).

Por lo que respecta a las denuncias de tráfico, también la velocidad es la causante de la mayor parte de las infracciones que firma la Guardia Civil. Casi la mitad de las 61.073 multas que puso el año pasado, lo fueron por superar la velocidad permitida (29.689); y de los 40.674 puntos detraídos, 14.806  (el 36,40%) también tuvieron como causa el exceso de velocidad. Juan Lillo ha recordado que a partir de 80 km/h es prácticamente imposible que un peatón pueda salvar la vida en un atropello, mientras que a una velocidad de 30 km/h, el riesgo de muerte del peatón se reduce al 10%.

También el subdelegado ha informado de las nuevas medidas anunciadas por la DGT para la gestión de la velocidad. Entre ellas, la unificación del umbral de tolerancia con el que actúan los radares, en 7 km/h para límites hasta 10 km/h y 7% para límites superiores, de manera que el conductor conocerá cual es exactamente la velocidad a partir de la cual denunciará cualquier radar. Además, los radares distinguirán qué tipo de vehículo ha cometido la infracción de velocidad.