Publicidad

PEAL DE BECERRO.-  El presidente de la Diputación Provincial de Jaén, Francisco Reyes, acompañado por el diputado de Infraestructuras Municipales, José Castro, ha visitado junto a la delegada del Gobierno andaluz en Jaén, Purificación Gálvez, la alcaldesa de Peal de Becerro, Ana Dolores Rubia, y distintos alcaldes de la comarca de la Sierra de Cazorla, el Parque de Bomberos desde el que se atiende en materia de prevención y extinción de incendios y salvamento a Cazorla, Chilluévar, Hinojares, Huesa La Iruela, Larva, Peal de Becerro, Pozo Alcón, Quesada y Santo Tomé. En total, una población de más de 35.000 habitantes que residen en pleno Parque Natural Sierras de Cazorla, Segura y Las Villas. “Este parque es uno de los logros más importantes conseguidos a lo largo de los últimos años para la calidad de vida de esta comarca”, ha destacado Reyes, que ha puesto de manifiesto que “se encuentra ya operativo y que su entrada en funcionamiento supone una mayor seguridad, una mayor protección, y, también, un mayor control sobre la forma en que se gestionan estos servicios”.

Las instalaciones del Parque de Bomberos de Peal de Becerro han sido diseñadas por la Diputación y financiadas por la Junta de Andalucía, que ha invertido cerca de 590.000 euros en su construcción. Al parque hay que sumar la construcción de un acceso alternativo que conecta el recinto con la carretera de forma directa, evitando el paso de los vehículos por la zona residencial cercana. Una actuación que ha contado con una inversión de la Diputación de 358.000 euros.

Francisco Reyes se ha referido a los diez profesionales que desde el Parque de Bomberos de Peal de Becerro atenderán los servicios de prevención y extinción de incendios. “Servidores públicos que ya habéis pasado a pilotar” estas instalaciones, merecedores del reconocimiento y el respeto de todos los vecinos y vecinas que confían en vosotros un tema tan importante para ellos”, ha comentado el presidente de la Diputación que ha calificado esta actuación como una respuesta al futuro, “una sustanciosa mejora en la seguridad y, por tanto, en la calidad de vida, de los vecinos que viven en estas localidades, así como los numerosos visitantes que registra esta comarca, y un emblema de lo que supone la cooperación entre administraciones, el trabajo conjunto de la Diputación y la Junta de Andalucía con los ayuntamientos, los ayuntamientos en este caso, de menor tamaño”.