Publicidad

JAÉN.- El subdelegado del Gobierno en Jaén, Juan Lillo ha informado esta mañana que la Dirección General de Tráfico va a iniciar el próximo lunes, día 9, una campaña especial de vigilancia y control de camiones y furgonetas que se prolongará hasta el 15 de este mismo mes.

En este sentido, Lillo ha señalado que la pasada campaña la agrupación de Tráfico de la Guardia Civil controló en las carreteras de la provincia un total de 431 vehículos pesados, habiendo formulado 210 denuncias lo que quiere decir, según el subdelegado “que algo no va bien”. Entre las irregularidades que dieron lugar a las denuncias, las más frecuentes fueron por problemas en la documentación tanto en el conductor, como del vehículo o del transportista; denuncias por insuficiencias técnicas del vehículo y por exceso de peso, así como denuncias por exceso de horas de conducción y tacógrafos.

Durante una semana, ha explicado Lillo, los agentes de la DGT, “controlarán furgonetas y todo tipo de camiones, independientemente del país en el que estén matriculados, incidiendo la vigilancia y control en aspectos tales como la velocidad a la que circulan, las horas de conducción y descanso, el tacógrafo, el exceso de peso, defectos técnicos del vehículo, la seguridad de la carga transportada, la documentación del vehículo y conductor, el uso del cinturón de seguridad por parte del conductor y de los ocupantes, la conducción bajo los efectos del alcohol o las drogas, la utilización del teléfono móvil”.

En la provincia de Jaén hay matriculados 107.790 camiones y furgonetas, lo que representa un 25% del total del parque automovilístico. Este dato es “muy significativo” ya que existe mayor riesgo debido a la carga que transportan estos vehículos y a un menor equipamiento de seguridad, sin embargo, la sensación de seguridad por el tamaño del vehículo, menor velocidad y elevación de la cabina hace que el número de distracciones sea mayor y el uso de cinturón de seguridad menor.

Lillo ha manifestado que para la realización de la campaña se utilizará “el máximo número de medios humanos y materiales disponibles”. Asimismo, “siempre que sea posible, tanto los paneles de señalización variable como las pantallas alfanuméricas de los vehículos de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil en las inmediaciones, advertirán a los conductores de la existencia próxima de controles”. El ayuntamiento de Jaén se va a adherir a esta campaña para que sea la policía local la que realice, también, controles en las calles de la ciudad.