Publicidad

JAÉN.- El Real Jaén CF y Rafael Berges han cristalizado en el día de hoy su unión para lo que resta de temporada. El estadio de La Victoria ha ejercido como testigo de la firma y presentación del técnico que llega al equipo blanco con la firme intención de reconducir la dinámica hacia el camino del ascenso de categoría, recuperando sensaciones desde el primer choque, emplazado ya este domingo 18, a las 12 h, frente al Cadiz CF. “Es un club con responsabilidad y presión, una situación en la que me he manejado siempre. Necesitamos la máxima unión y comunión entre equipo y afición, es la base para crecer. He visto al equipo, pero ahora toca valorar en qué momento estamos. Tenemos poco tiempo para tomar decisiones, pero las que haya que tomarse, se van a tomar. Conozco la plantilla, tengo camino andado, he visto mucho fútbol aquí. Conozco perfectamente lo que nos pueden ofrecer los jugadores. Estamos valorando, queremos ver la disponibilidad de la gente del equipo técnico. En estas horas vamos a decidir; en principio vamos a intentar incorporar a una persona, pero queremos que quienes están puedan seguir aportando. Uno no elige el momento de llegada. No voy a pedir lo que no tengo, que es tiempo. Sé donde estoy, la exigencia que hay, y en qué momento está nuestro próximo rival. Partido difícil, sí, pero esta plantilla tiene capacidad para ganar en cualquier campo”.

En su presentación, el preparador ha dejado clara su idea de fortalecer un equipo que considera preparado para el reto, y recuperar la conexión con la afición, elemento imprescindible a su juicio: “Hay situaciones a las que no se puede decir que no. El Real Jaén CF reúne todos los condicionantes para aceptar el reto desde mi punto de vista: gran afición, muy fiel en todas las situaciones, mucha exigencia, y una buena plantilla para alcanzar objetivos. Intento buscar un equipo lo más competitivo posible, un conjunto fuerte y capaz de ir a ganar a cualquier campo. Ese es el objetivo inicial; tenemos que pedir ese grado de implicación y responsabilidad para dar el 100%. No es un año fácil, y si no estás a tope, es muy complicado alcanzar esta meta”.

Y marca las bases de lo que puede ser el futuro de la entidad de aquí hasta que termine la temporada: “Lo difícil es trasladar las ideas. Vamos a intentar jugar bien, pero siempre con resultados. Un equipo defensivamente ordenado, intenso, y que desde el minuto 1 salga a buscar el partido. Lo tengo claro.“Yo vengo de enero, a final de temporada. Vengo a jugármela. Necesitamos la máxima implicación de los jugadores, ya que la máxima implicación de la afición ya ha demostrado que la tiene. Necesitamos ese punto de atrevimiento y valentía que espero y deseo, el equipo demuestre en cada partido. Hemos estado esperando situaciones de superior categoría, rechazado otras… y la que más me ha apetecido, es la que he aceptado. Tenía claro que no iba a entrenar en cualquier sitio”.

Lo que está claro es que el ascenso sea por vía directa o no es el objetivo para este equipo. “Voy a los sitios donde sé que si se hacen bien las cosas, el resultado va a ser espectacular. Jaén es un sitio magnífico, club histórico, gran afición, gran plantilla… Hay clubes de superior categoría que están por debajo en estos aspectos. Hay equipos fuertes en la categoría, pero el camino se hace andando. Primero intentaremos subir las prestaciones, ganar puntos, y coger confianza con el rodaje. Vamos a valorar lo que hay. Tomaremos decisiones, y tendremos en cuenta situaciones de la plantilla que hay que estudiar. Si en un momento dado tenemos que incorporar a alguien que nos ayude, yo lo voy a solicitar claramente”.